LA PROTECCIÓN DE GREENPEACE A MACRI

Por Leandro Fernández

La protección brindada al Gobierno de Macri, por Greenpeace Argentina, se puso en evidencia, a partir del avance sobre el espacio público y la tala de árboles en la 9 de Julio, por la construcción del Metrobus.

La ONG internacional tiene como marca registrada el slogan de la independencia política y económica. “Ni gobiernos, ni corporaciones, ni intereses económicos dictan nuestras acciones. 85.000 personas en Argentina nos hacen independientes”, repiten en cada una de sus campanas.

 

Sin embargo, denuncias de influencias políticas y corporativas han rodeado a la organización desde hace años. En el ámbito internacional, fueron acusados en Rusia de estar infiltrados por el servicio secreto Británico. En la filial local, las sospechas sobre fines políticos se han intensificado en los últimos años. Casos de distinta vara, pueden apreciarse en las campañas de temas tales como el riachuelo, la basura, los bosques y las gestiones de distintos gobiernos.
Para el tema Riachuelo, durante varios años el reclamo fue hecho a las máximas autoridades políticas de las jurisdicciones responsables: CFK, Macri y Scioli. A pesar de que, desde 2008 a la actualidad, la situación del riachuelo ha mejorado notoriamente, la ONG lanzó en 2013 una furiosa campaña dirigida en forma personal contra al Jefe de Gabinete de la Nación, Abal Medina, afirmando que la situación del riachuelo nada había mejorado. “Pedile al jefe de Gabinete, que deje de vender falsas ilusiones”, a la vez que lo exponen disfrazado de brujo con una bola de cristal y un brillo diabólico en los ojos. De fondo distorsiona la imagen un riachuelo modificado con el agregado artificial de basura.
Lo más llamativo de todo, es que en lugar de hacer hincapié en datos técnicos y en la situación de los vecinos de la cuenca, parecen estar más interesados en desprestigiar al funcionario, para que la campaña sea exhibida por los medios. Al mismo tiempo, nada mencionan de las responsabilidades de Macri y Scioli en el tema, ni de los reiterados incumplimientos de sus gobiernos en materia de financiación y obras, que la misma Corte Suprema de Justicia puso en evidencia.
Por otro lado, la ONG había denunciado a Macri, en varias ocasiones, por el grave incumplimiento de la ley de basura cero. Sin embargo, a pocas semanas del día de elección a Jefe de Gobierno de la ciudad en 2011, hicieron un viraje de 180 grados en su enfoque, para pasar a difundir un acuerdo con el candidato del PRO, donde exponían casi en forma de propaganda “el compromiso de Macri con el cumplimiento de la ley de basura cero”. Desde entonces, las campañas sobre basura han virtualmente desaparecido, a pesar de que la gravedad de la situación de la basura en la ciudad se ha agudizado hasta el punto del colapso. Ante la presión social, Macri y Scioli anunciaron un acuerdo para reducir el 78% de la basura que se entierra en el conurbano, e inauguraron juntos una planta de tratamiento del Ceamse, que solamente servirá para estirar la vida útil del relleno y continuar con el modelo irracional de enterramiento de basura. Para cumplir el acuerdo Macri-Scioli, y contando con la ayuda de Moyano, esperan poder hacer desaparecer la basura, seguramente desviándola para depositarla en terrenos ilegales en el conurbano, afectando la salud de la población. Las acciones de la ONG, que se caracterizan por operativos de alto impacto mediático, siguen brillando por su ausencia, desde aquel Junio de 2011 donde difundieron como un gran logro “el compromiso de Macri”.
Para terminar, reforzando la teoría de la protección, aparece el rol que cumplen aportando “letra” y articulando operaciones con los medios. Por ejemplo, el mismo día que se hizo la marcha contra el metrobus, publicaron una nota en el diario La Nación, de la directora política de Greenpeace, Eugenia Testa, titulada “La causa ambiental está sola”, donde bombardean contra el gobierno nacional, dicen que las leyes ambientales logradas en esta última década son logros exclusivos de las ONGs, pero no mencionan nada de los destrozos de los espacios verdes, ni de la pésima gestión del Gobierno de la ciudad.
Luego de la marcha contra el metrobus y de un informe de Duro De Domar, en el cual se preguntaban: ¿Dónde está Greenpeace?, por el llamativo silencio de la ONG en relación a tala de árboles en la 9 de julio, el tema estalló en las redes sociales, donde miles de cibernautas cuestionaron a la ONG, increpándola vía twitter y facebook. “todavía no los vemos en la 9 de Julio abrazando los árboles. Están de vacaciones?”
Fue tanta la presión en las redes, que se vieron obligados a emitir un escueto comunicado, diciendo que “era innecesaria la tala” y que la obra “debió haber sido consultada con los vecinos”, pero que se abstenían de participar activamente porque no se ocupaban de problemáticas locales. Sin embargo, hace unos años la ONG intervino en Ezeiza por una tala de árboles, lo que contradice las justificaciones planteadas.
La doble vara utilizada por Greenpeace Argentina, demuestra que la organización ha decidido participar activamente en el blindaje mediático para proteger a Mauricio Macri. La tan mentada independencia política y económica, termina siendo menos creíble que el autodenominado “periodismo independiente” de TN.

Fuente: Diario de Plaza de Mayo

Share and Enjoy

  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • LinkedIn
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS
This entry was posted in Sin categoría. Bookmark the permalink.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>