LA PLATA: INDAGARON NUEVAMENTE A MIGUEL ETCHECOLATZ

Juicio Circuito Camps

Fuente: Anred

El represor Miguel Etchecolatz amplió sus declaraciones del pasado 3 de octubre en el marco del Juicio Circuito Camps; esta vez sobre el caso Mariani.

Etchecolatz, comisario general de la policía de la provincia de Buenos Aires durante la última dictadura, compareció ante el Tribunal Oral Federal Número 1 de La Plata. El acusado por delitos de Lesa Humanidad, había afirmado tener datos sobre el paradero de la nieta de “Chicha Mariani” a principios del mes pasado. Sin embargo, a partir de relatos confusos, luego aseguró que, lo más probable, fuera que la niña hubiera muerto en el ataque a la casa en la que se encontraban sus padres y negó el secuestro de la beba.

“Nunca recibí órdenes de secuestro de criaturas” aseveró. Amparándose en la ya conocida Teoría de los dos demonios, el genocida justificó la masacre ocurrida en la calle 30 de La Plata en noviembre de 1976, cuando personal del ejército, de infantería, de la policía provincial y federal asesinaron a los padres de Clara Anahí Mariani: Daniel Mariani y Diana Teruggi. “De haber estado adentro de la casa, es imposible que haya salido con vida” dijo haciendo referencia a Clara Anahí, pero enseguida aclaró que él nunca vio a la bebé.

El juez Rozansky indagó varias veces sobre la actuación del acusado en aquel operativo, pero nunca obtuvo una respuesta concreta, por lo que no sólo volvió a preguntar, sino que luego también lo hicieron los abogados de la querella que disconformes con lo narrado, todavía esbozaban dudas sobre lo sucedido.

Mientras hablaba Etchecolatz, en el recinto se escucharon insultos, risas irónicas y una mujer del público dijo elevando la voz: “esto es una parodia”, acerca de los dichos de Etchecolatz, quien afirmaba desconocer el secuestro sistemático de bebes y las torturas que se llevaban a cabo en los Centros Clandestinos de Detención, denominación que describió como slogan.
Durante todo el relato, el represor se deslindó de toda responsabilidad acerca de la toma de decisiones tanto en los operativos como en los centros de detención. Según él, siempre, la mayor autoridad era “Jesucristo”. Palabras que provocaron amplio rechazo e indignación en los oyentes.

Asimismo, el imputado pidió que se cierre el Caso Mariani, por haberse tratado de “un enfrentamiento” en el que fueron abatidos “terroristas”. Después de esas palabras, en frente de familiares y amigos de detenidos y desaparecidos y frente a mismos ex-detenidos desaparecidos ,pidió por “la conciliación y la paz entre los argentinos”.

Foto: Afiche pegado en la esquina del Tribunal Oral Federal Nº 1 de La Plata

Share and Enjoy

  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • LinkedIn
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS
This entry was posted in Sin categoría. Bookmark the permalink.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>