LA INUNDACIÓN EN PROMERA PERSONA

Por Alicia Rivas

Mientras me acomodo para ir a dormir después de un largo día, después de escuchar tantas voces y ver tantas imágenes, de tanta agua arrasándolo todo, de las represas que son superadas y corren río abajo llevándose consigo las miles de promesas de desarrollo, crecimiento y energía barata que nos mintieron cada vez que comenzaron la construcción de cada una de ellas.

Me quedo pensando en las miles y miles de familias que hoy ya no tienen casa, que perdieron sus cosas, sus fotos, sus recuerdos, sus afectos, que están en los centros de evacuados con esa angustia sin fin de no saber que viene después, cómo seguir, dónde seguir. Pienso en esa angustia que se convierte en desesperación y desolación.
Pienso en los animales que nadie salvó y no cuentan entre las víctimas fatales.
Pienso y no me puedo dormir, no me puedo quitar de la cabeza la expresión que empezó a utilizar la Mesa provincial por el NO a las Represas: pueblos amenazados por las represas. Así me siento hoy amenazada, un poco más que ayer.
Me quedo recordando una noche de 1983, la última que pasamos en casa, en Colonia Sebastían Gaboto un pueblito cercano a la localidad paraguaya de Alberdi. La mañana siguiente a esa noche la crecida del Río cubrió todo. Cubrió la casa, la chacra, se llevó los animales. Después la incertidumbre, el dolor, el desarraigo infinito. Después deambular por centros de evacuados, por barrios de relocalizados, después aceptar que ya no se podía volver, que no había casa, no había chacra, no había animales. Después comprobar que el desarraigo y la tristeza también matan. Después la orfandad más profunda.
Dormirse es difícil cuando tantas voces, tantos vidas, tantas angustias resuenan tan próximas. Y tal vez está bueno no dormirse hoy. Estar más alertas que nunca, más despiertos, más activos que nunca para no permitir que otros sigan decidiendo sobre nuestras vidas y sobre nuestras muertes. Yo quiero seguir viviendo en esta provincia, quiero que mi hijo tenga la oportunidad de elegir seguir viviendo acá, yo quiero construir un futuro para los que vienen. YO NO QUIERO MAS REPRESAS QUE INUNDEN NUESTRAS VIDAS, QUE ARRASEN CON NUESTROS SUEÑOS.

Share and Enjoy

  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • LinkedIn
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS
This entry was posted in Sin categoría. Bookmark the permalink.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>