LA FÁBRICA ES DE ZANON

Tras 12 años de ocupación y puesta de producción por parte de sus trabajadores, el gobierno de Neuquén firmó el decreto de expropiación de la ex cerámica Zanón, emblemática fábrica recuperada.

A partir del cumplimiento de la ley aprobada hace tres años en la legislatura neuquina, sólo restan los tiempos administrativos y legales para que la planta quede efectivamente «en manos de los trabajadores».

 

 

 

 

El decreto 1967/12 fue entregado ayer a representantes del Sindicato Ceramista y de los trabajadores de la empresa, que a partir de su ocupación y puesta en marcha comenzó a denominarse como Fábrica sin patrones (Fasinpat).
En su artículo primero, el decreto firmado por el gobernador Jorge Sapag establece «la expropiación de conformidad con la ley 2656 de los bienes muebles e inmuebles ubicados en la ruta provincial 7, kilómetro , donde se encuentra asentada la planta industrial de Cerámica Zanón con todo lo edificado y plantado adherido al suelo, incluidos la marca comercial y los bienes detallados en los anexos». En el segundo artículo compromete el aporte de 23.406.566,31 pesos, según lo establecido en la ley provincial.
El abogado de los trabajadores, Mariano Pedrero, dijo: «Esto no termina la expropiación, es muy buena noticia, un paso adelante porque no se puede retroceder. Lo que resta es que la Justicia entregue la fábrica a los trabajadores. Una vez que la provincia haga el depósito judicial, el Juzgado Comercial 1 de Buenos Aires procederá a la entrega».
Señaló que «desde que se aprobó la ley de expropiación, en agosto de 2009, y hasta ahora faltaba la decisión política de efectivizarla. Fue una lucha de muchos años de los trabajadores. Esto nos da la tranquilidad de que la ley no se puede caer y no puede haber orden de de-salojo».
También indicó: «Nos permitirá encarar la necesaria renovación tecnológica de la fábrica porque en la industria cerámica cada ocho años hay obsolescencia y eso a su vez va a permitir mejorar la producción, aumentarla como también los puestos de trabajo».
El secretario general del Sindicato Ceramista, Marcelo Morales, expresó que «hace años que esperamos y hoy dimos un paso muy importante». Estimó que en una semana se destrabará el trámite.
En octubre de 2000 la familia Zanón, propietaria de la fábrica, despidió al personal y cerró la planta. Los trabajadores resistieron, se apostaron frente a la fábrica y decidieron ocuparla y ponerla en producción.
En tanto, la decisión de los obreros fue apoyada por miles de personas en sucesivas manifestaciones que impidieron en ese entonces el desalojo de las instalaciones ordenado por la Justicia.
Luego, la Justicia Civil y Comercial de Neuquén, que condenó a los propietarios por vaciamiento de la fábrica, abrió el camino para que nueve años después la Legislatura provincial aprobara la ley de expropiación, que se ve completada ayer con el decreto del Poder Ejecutivo neuquino.

Asambleas y producción
“La recuperación nos permitirá actualizar la infraestructura y aumentar la producción”, dijo anoche Jorge Esparza, quien trabaja como hornero. “Hoy son 432 compañeros con puestos de trabajo, y sólo unos 30 se han ido en estos 12 años”, señaló a La Capital. En tanto, indicó que “la producción hoy se basa en los cerámicos y el porcelanato”. Sobre la organización de las tareas, resaltó que “la asamblea de los trabajadores es la que delibera y da mandato, mientras existen coordinadores por áreas que implementan las directivas bajadas por el colectivo de los trabajadores”.

Fuente: La Capital

Share and Enjoy

  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • LinkedIn
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS
This entry was posted in Sin categoría. Bookmark the permalink.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>