FUERA DEL BLOQUE HASTA NUEVO AVISO

Por Nicolás Lantos

Lo anunciarán hoy los presidentes de la región en la cumbre que tendrán en Mendoza, donde también habrá un encuentro de mandatarios de Unasur. De no mediar cambios, la suspensión se mantendrá hasta abril, mes en que están previstas las elecciones presidenciales paraguayas. Los cancilleres de la región se reunieron ayer en Mendoza y terminaron de definir los detalles del encuentro de mandatarios de hoy.

 

 

 

 

Paraguay será suspendido del Mercosur hasta tanto no sea restituido el orden democrático en ese país. La decisión está tomada y lo único que resta es el anuncio formal que al respecto harán hoy los presidentes de los otros tres países del bloque, durante la cumbre que mantendrán en Mendoza. Allí habrá también un encuentro de mandatarios de Unasur, que seguiría los mismos pasos. “Quiero brindar por la democracia y la libertad de todos los pueblos”, dijo anoche, a tono con lo resuelto, Cristina Kirchner, en la cena de bienvenida que ofreció para sus colegas, y anticipó que las sesiones previstas para esta jornada serán “muy interesantes y en cierto sentido serán históricas”. Otro de los temas previstos es avanzar en el posible ingreso de Venezuela al Mercosur.
La destitución del presidente Fernando Lugo el viernes pasado se convirtió en tema central de la XV Cumbre de Jefes de Estado del Mercosur y ocupó buena parte de la agenda de los cancilleres del bloque, que ayer se reunieron en Mendoza para terminar de ajustar los detalles del encuentro que los presidentes tendrán hoy. El canciller paraguayo José Félix Estigarribia no fue de la partida.
“Lamentablemente no está Paraguay porque por una decisión unánime de los miembros asociados del Mercosur se decidió suspender la participación”, remarcó Héctor Timerman. El canciller argentino precisó, además, que “se ha aplicado la cláusula democrática hasta que se reúnan mañana (por hoy) los presidentes”.
Los presidentes de los países miembros del Mercosur anunciarán la suspensión de Paraguay “mientras dure la situación de anomalía” que se planteó con la destitución de Lugo y la asunción en su lugar del vicepresidente Federico Franco.
“Paraguay permanecerá suspendido”, confirmó el canciller brasileño Antonio Patriota, al cierre de una larga jornada de negociaciones a varias bandas. Nada indica ya que Franco vaya a dejar el cargo en el que asumió hace una semana, con lo que se supone que la suspensión de Paraguay se extenderá hasta abril del año que viene, mes en el que está previsto que se realicen las próximas elecciones presidenciales. Los presidentes de Ecuador, Rafael Correa, y Bolivia, Evo Morales, ratificaron que no aceptarán al nuevo gobierno paraguayo.
Hoy por la mañana Cristina Fernández de Kirchner junto al uruguayo José Mujica y la brasileña Dilma Rousseff (los tres mandatarios de miembros plenos del Mercosur) compartirán un desayuno de trabajo en el que delinearán los detalles del documento que por la tarde será suscripto por todos los presidentes de la región, con “una fuerte condena” a la destitución de Lugo. No está prevista la aplicación de sanciones comerciales al régimen encabezado por Franco, porque se considera que perjudicarían a la población paraguaya y ahondarían la desigualdad del socio más débil del Mercosur. “No hay país en la región que quiera que el pueblo paraguayo sufra las consecuencias del golpe”, aclaró Timerman.
El ingreso de Venezuela a este bloque, un objetivo largamente perseguido tanto por Caracas como por Brasilia y Buenos Aires, habida cuenta de la importancia económica y, sobre todo, energética, del país gobernado por Hugo Chávez, también será discutido hoy por la mañana. El único obstáculo que quedaba era la aprobación por parte del Parlamento paraguayo, por lo que se evaluaba la posibilidad de que, suspendido el país mediterráneo, los otros miembros avancen en ese sentido. Esa alternativa fue descartada: “La situación de Paraguay no altera la situación de Venezuela. Son dos temas distintos”, le dijo Timerman a Página/12. De todas formas, se estarían evaluando alternativas. “Hay un fuerte interés en que Venezuela forme parte del Mercosur, lo antes posible”, dejó caer Patriota consultado al respecto.
De la reunión de cancilleres participaron Timerman, el uruguayo Luis Almagro, el brasileño Patriota y el venezolano Nicolás Maduro, lo que da otro indicio sobre la futura unión de la República Bolivariana al bloque. Por la tarde, se sumaron los representantes de los miembros asociados, Chile y Bolivia, más otros invitados, como Honduras.
Desde Asunción, Franco anunció que desconocerá las resoluciones adoptadas por Unasur al considerar ilegítima la reunión extraordinaria que se llevará a cabo esta tarde por haberse hecho “sin observar el propio tratado del mecanismo político”. Félix Fernández Estigarribia intentó también una resistencia ante el avance regional. “Paraguay es y será miembro del Mercosur”, sostuvo y se quejó por la exclusión de la cumbre.
Otro tema de deliberación de la jornada de ayer, en la cual el Alto Representante General del bloque, el brasileño Samuel Pinheiro Guimaraes, renunció en forma intempestiva, fue el acercamiento con China: esta semana, en su visita a Buenos Aires, el primer ministro de ese país, Wen Jiabao, propuso “fortalecer lazos económicos” entre el bloque y Beijing con la mira puesta en avanzar hacia una zona de libre comercio. También se avanzó en cuestiones relacionadas con el intercambio comercial dentro del bloque.

Cuyanitas
- Droga: Al llegar a Mendoza, el uruguayo José Mujica hizo unas breves declaraciones a la prensa. Luego de terminar, un cronista lo interrumpió para pedirle un favor: “Pídale a Cristina que acá también se pueda vender marihuana”. Ni lento ni perezoso, Mujica recogió el guante: “¿Vos sos pichicatero? Te deschavaste. No es tan fácil como se cree, el pueblo uruguayo debe hacer un gran debate. Pero mientras tanto con la represión estamos gastando muchísimo dinero y perdiendo una guerra”.
- Presidentes: Ayer arribaron a Cuyo la mandataria argentina, Cristina Kirchner, y sus pares Evo Morales (Bolivia) y José Mujica (Uruguay). Desde el miércoles esperaba al presidente de Surinam: Desi Bouterse. Los cuatro fueron invitados de honor a la cena en las bodegas Escorihuela, donde serían agasajados con una exclusiva mezcla de varietales a 500 pesos la botella. Para hoy se espera a Dilma Rousseff (Brasil), Sebastián Piñera (Chile), Ollanta Humala (Perú), Rafael Correa (Ecuador), Hugo Chávez (Venezuela) y Juan Manuel Santos (Colombia).
- Fama: Durante gran parte de la jornada de ayer el caudal de información que corría por el centro de prensa era escaso, lo que hacía que los cronistas se aferraran a cada novedad como si fuese agua en el desierto. Si no habría que preguntarle al senador uruguayo Alberto Couriel (Frente Amplio), que se preparaba para relatarles sus impresiones de la reunión matinal a un par de corresponsales y pronto se vio rodeado de una veintena de periodistas, grabadores, productores y cámaras.

Sin acceso a las reuniones
Mendoza se quedó afuera de Mendoza: el presidente del Parlasur, el paraguayo Ignacio Mendoza, denunció que las autoridades argentinas impidieron su acceso a las reuniones del bloque. Mendoza, presidente en funciones del parlamento regional y militante del partido Unión Nacional de Ciudadanos Eticos (liderado por el general golpista Lino Oviedo), denunció que la organización impidió su entrada al hotel donde se desarrolla la cumbre. “Me dieron una nota donde se comunica que ningún funcionario de la delegación paraguaya iba a ingresar en el recinto de las reuniones de esta cumbre, pero no soy funcionario, ni diputado del Parlamento paraguayo ni de la Cancillería”, dijo Mendoza. Fuentes de la Cancillería argentina sostuvieron, en cambio, que Mendoza no estaba acreditado y por tanto no pudo acceder a la reunión.

Una renuncia intempestiva
La escena sorprendió a todos: el alto representante del Mercosur (cargo equivalente a la titularidad del bloque), el brasileño Samuel Pinheiro Guimaraes, renunció a su cargo de forma intempestiva en medio de la reunión de cancilleres, ayer por la mañana. Luego de enumerar una serie de iniciativas suyas que, supuestamente, carecieron de apoyo por parte de “los cuatro países miembro”, Guimaraes anunció su alejamiento del cargo ante todos los participantes de la región. “Falta de apoyo político y presupuesto” fueron los motivos esgrimidos por el diplomático poco diplomático para tomar la decisión, aunque los corrillos señalaban que en realidad el brasileño renunció porque se le negó un sustancioso aumento de su sueldo y mudar la sede permanente del Mercosur de Montevideo a Brasilia.

Fuente: Página|12

Share and Enjoy

  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • LinkedIn
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS
This entry was posted in Sin categoría. Bookmark the permalink.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>