EVO Y CORREA, JUNTOS PELEAN

“Evo y Correa, juntos pelean,” exclamaron a todas voces centenares de representantes de diferentes países latinoamericanos que participaron en la Cumbre Social que sesionó en esta ciudad, paralela a la 42 Asamblea General de la Organización de Estados Americanos (OEA).

Con esa expresión reiterada, los delegados a la Cumbre Social ratificaron algo que para todos en Cochabamba quedó muy claro: los presidentes de Bolivia, Evo Morales, y de Ecuador, Rafael Correa, fueron los principales protagonistas de la cita de cancilleres de la OEA, realizada aquí entre el 3 y 5 de junio.

 

 

Ambos mandatarios reiteraron sus posiciones, compartidas por dignatarios de otros estados de América Latina, de que la organización panamericana, hasta ahora dominada por Estados Unidos, debe transformarse, o de lo contrario asistiremos a su entierro.
En la propia inauguración de su 42 Asamblea, Evo colocó a la OEA en la encrucijada de renovarse o morir al servicio de Washington, postura que respaldó Correa con fuertes críticas hacia esa entidad regional, manejada por las sucesivas administraciones norteamericanas en beneficio de sus intereses.
El mandatario ecuatoriano fustigó el desempeño de los mecanismos de la referida organización, contrarios siempre a Latinoamérica, y en favor de poderes hegemónicos, tales como el Sistema Interamericano de Derechos Humanos (SIDH) y el Tratado Interamericano de Asistencia Recíproca (TIAR).
Añadió que “la OEA debe responder a los actuales tiempos que vive América Latina, y si no lo hace necesitamos construir algo nuevo, mejor y nuestro”, aseguró.
Correa cuestionó que la OEA no haya hecho nada ante el cruel bloqueo que Estados Unidos impone a Cuba desde hace más de 50 años, y que la SIDH no haya adoptado una posición firme ante el encarcelamiento injusto que sufren cinco cubanos antiterroristas en prisiones norteamericanas.
Las intervenciones de los presidentes de Bolivia y Ecuador, como era de esperar, dejaron mudos a los representantes de Washington, por cierto de muy bajo nivel, presentes en la cita de Cochabamba.
Otra vez Estados Unidos fue sacudido en el seno de la OEA, una muestra más de que los vientos de cambios que soplan en Latinoamérica son contrarios al dominio imperial, y a que esta región continúe siendo el traspatio de Washington.

Fuente: Cubadebate

Share and Enjoy

  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • LinkedIn
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS
This entry was posted in Sin categoría. Bookmark the permalink.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>