Caminos inciertos en las recuperadas.

empresasrecupajuste-1024x593
0 Flares 0 Flares ×

En esta ofensiva neoliberal contra las “cooperativas” de las “recuperadas” nada es lineal, ni mecánico. Pero todo tiene que ver con el todo y las partes. El ataque de sectores de gobierno, políticos y sindicalistas aliados a Cambiemos es feroz. Como siempre los cierres de empresas y cooperativas generan mayor desempleo, más hambre y miseria y menor rebelión por falta de conciencia de clase. Este cóctel se torna demasiado peligroso para resistir y pone en peligro el nuevo actor social en formación. En ese sentido, hablar sobre las últimas y negativas experiencias en los medios de producción recuperados es una obligación impostergable.
Claro que no se puede generalizar, cada caso de fábrica empresas o planta recuperada es único. Varían las formas y las vías a las que se recurrieron para la recuperación, la puesta a punto y en marcha. También varía la incidencia del sector o rama de la industria. La participación o ataque .de las pymes formales o informales es otra parte importante del diagnóstico y de los problemas a identificar hoy.
Vamos por parte. Hay varios puntos donde se mezclan algunas características comunes en los procesos de recuperación de plantas y la ausencia de una fuerza colectiva que sostenga al proceso. Entre algunos de ellos podemos enunciar algunas hipótesis:
1º) El enfrentamiento con los jueces y fiscales del nuevo “partido judicial” amparados por el actual gobierno van por Leyes de Expropiación Inversa. De esa manera, sosteniendo una lógica capitalista “presionan” al gobierno provincial. Es una forma de atentar contra el nuevo actor social de las cooperativas y la familia trabajadora sin patrón.
2º) La vieja confrontación con los síndicos de las quiebras cobra nuevo impulso. Los Síndicos con idéntica ideología al capitalismo depredador, sólo buscan “gerenciar” o “alquilar” las plantas quebradas y ahora puesta a funcionar con inversión por los trabajadores sin patrón. De esa manera, buscan generar unos pesos y cobrar los años sin poder obtener dinero por las expropiaciones. Con esta política buscan devolverlas a la actividad privada en forma no legítima o hacerla “recuperar” por sus antiguos dueños.
3°) Los Ministerios y/o Organismos de control del Estado han desatado una andanada de irregularidades legales y medidas de “regulación” del mercado anticonstitucionales. Estas medidas empezaron en la industria cárnica con exigencias vía resoluciones ministeriales que imponen pago de cauciones por “probables” evasiones tributarias. También sacaron matrículas de Matarifes Abastecedores a las cooperativas que no pueden compara ni vender socialmente. Por último, acusan a las cooperativas de “competencia desleal” intimándolas verbalmente a transformarse en Sociedades Anónimas “colectivas”. Sí esto pasa en la carne, será jurisprudencia en contra de todas las cooperativas de fábricas recuperadas.
4º) En este nuevo escenario, el gobierno, los “empresarios” y la burocracia sindical, hábilmente no buscan chocar con los trabajadores. Hoy buscan de cualquier medio de “cooptación” o forma para ganarse la voluntad de los trabajadores que de última no pudieron resinificar la “fábrica sin patrón”.
5°) El sacrificio, la entrega, voluntad y hasta el instinto de clase que tuvieron los socios fundadores, en la práctica de hoy es probablemente desconocida por los nuevos asociados que no participaron del quiebre con la vieja patronal ni del proceso legal y hasta penal de la toma. Esta situación lleva a que el oportunismo de algunos trabajadores “subordinados” a la lógica de la dependencia y la dominación capitalista por más de un siglo terminen enfrentándose a los propios fundadores que recuperaron el medio de producción.
6°) Claro que nada de estos dos últimos puntos es fácil de comprender. Hoy con desempleo, miseria y hambre se reimpone la lógica individual que había sido debilitada al menos por la nueva experiencia. Esa rotura con lo colectivo que cada uno tiene incorporada después de tantos años viviendo en un sistema capitalista es el punto más grave hoy en día. Esa lógica capitalista que solo habla del triunfo individual como base del éxito solo desiguala y mata las condiciones sociales para el desarrollo de la familia sin patrón.
Hoy, tal vez pasó el tiempo sin que se pueda ver hacía atrás. Hoy quizás no se valora lo que fueron capaces de hacer colectivamente bajo la metodología de prueba error. Las amplías mayorías de los trabajadores sin patrón de hoy, no reconocen lo que pasó hace más de una década frente al despido masivo de las patronales. Ni siquiera participaron de la toma, la resistencia, la puesta a punto y en marcha.
No reconocen, la inversión aunque la vean porque los “fierros” y “ladrillos” u “obras” no se comen o no se la pueden llevar a la casa. Tampoco quieren ver que tanto las “inversiones” como el retorno del reparto fueron, son y serán parte de la riqueza producida bajo el control obrero de la producción.
Tal vez, muchos se jubilaron. Otros murieron. Los menos se descompusieron y casi todos se “aburguesaron” en el sentido metafórico de la palabra ya que sólo buscaron beneficios individuales valiéndose del viejo sistema sindical de apriete y la negociación. Las Asamblea obreras sin patrón fueron un tire y afloje generando más “derechos” que obligaciones.
La lucha en este escenario, agravado por cierres, limitaciones, tarifazos, y sobre todo con la presión y el accionar “inteligente” de sectores del gobierno nacional, autoridades ministeriales, hombres de línea de los organismos de control del Estado y corruptos de la vieja burocracia sindical, la familia obrera sin patrón no se visualiza la metamorfosis en su contra que se está operando.
Hoy no se defiende los puestos de trabajo, las inversiones y el futuro claudicando y poniéndonos a producir nuevamente bajo control patronal. El camino a seguir es buscar los interrogantes y preguntarse dónde están los errores que nos llevaron y llevan a retroceder y perder lo ganado como familia obrera sin patrón. El camino de la explotación y la opresión se vuelve a materializar.
En este trágico escenario, sólo nos queda reconocer que nunca un patrón garantizó la felicidad de nuestras familias, y menos la de nuestros hijos y los hijos de nuestros hijos. Volver a luchar y regresar a las fuentes del nuevo actor a social a desarrolla es el único camino válido, solo de nosotros depende.

Fuente: CREAR

Share and Enjoy

  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • LinkedIn
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>