Argentina: La masacre de la noche de los lápices.

0 09 16 04 b arg los lápices

Por Santiago Díaz

La masacre colectiva que había empezado el 22 de agosto del 72 en Trelew, tenía su correlato con el nacimiento de las 3A, el Decreto de exterminio de Luder, las matanzas del Operativo Independencia. Todo se incrementó después del golpe cívico militar del 24 de marzo de 1976. La noche de los lápices fue así un eslabón más de la larga cadena de crímenes del terrorismo de Estado.

La noche del jueves 16 de septiembre de 1976 se cerró con el manto de silencio que imponía el terror. Así, se inició un operativo conjunto de Fuerzas de Tareas policiales y del Batallón 601 de Ejército en la ciudad de La Plata.

Los comandos de la dictadura cívico militar fueron a allanar casas de 9 compañeros y compañeras que tenían entre 16 y 18 años. En su gran mayoría los jóvenes eran integrantes de la Unión de Estudiantes Secundarios (UES), y reclamaban por el boleto estudiantil secundario gratis.

Los nombres de los estudiantes secuestrados eran Claudio De Acha, María Clara Ciocchini, María Claudia Falcone, Francisco López Muntaner, Daniel Racero y Horacio Ungaro fueron arrancados de sus domicilios la noche del jueves 16. Al día siguiente, las Fuerzas de Tareas secuestraron a Emilce Moler y Patricia Miranda.

El martes 21 fue se realizó el último secuestro de esta serie. Allí se llevaron al compañero Pablo Díaz, quien formaba parte de la Juventud Guevarista (JG), el frente juvenil del o Partido Revolucionario de los Trabajadores (PRT).

En los tres días de operativos los militantes de la UES y la JG fueron “detenidos desaparecidos” y llevados al centro clandestino de detención “Arana”. Allí fueron torturados durante semanas. Finalmente, se los trasladó al Pozo de Banfield.

Desde el Pozo de Banfield, Moler y Miranda de la UES y Díaz de la JG recuperaron la libertad. tras permanecer varios años entre cautivos y detenidos, en tanto los seis compañeros y compañeras restantes permanecen desaparecidos y desaparecidas. Hoy 44 años después los compañeros siguen resistiendo en la consigna “Los lápices siguen escribiendo”.

Share and Enjoy

  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • LinkedIn
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>